La industria del vino de California, devastada por el fuego

Bodegas pasto de las llamas, viñedos arrasados, instalaciones evacuadas e incluso muertos y heridos forman parte, en lo que a la industria vitivinícola se refiere, del balance de los incendios sufridos por California este mes de octubre, tristemente protagonistas de uno de los peores episodios del fuego en la historia de los Estados Unidos.

Y es que el estado ha sufrido 17 incendios forestales concentrados en su zona norte, que han dejado  21 muertos, un centenar de heridos y muchos desaparecidos. Se han quemado  unas 70.000 hectáreas, en las que se ubicaban más de 3.500 hogares y negocios. Al menos 6 bodegas de la región han sido destruidas completamente y otras 11 han sufrido graves daños, en lo que es un gravísimo golpe a la industria vitivinícola de California -uno de sus motores económicos y en la que trabaja el 25% de los habitantes de la región norte- y del país.

La mayor parte de la cosecha de cabernet y merlot que no se habían vendimiado ha quedado destruida por el fuego o por el humo. De la parte ya recogida también la mayoría ha quedado dañada de manera irreversible al paralizarse la elaboración del vino.  En cuanto a los viñedos, a la espera del dato final de las hectáreas arrasadas, ya se ha establecido que hará falta una importante labor de replantación.

 

Deja un comentario